lunes, 19 de octubre de 2015

LA CIGARRA Y LA HORMIGA ... No dediques tu vida sólo a la diversión; trabaja, ahorra y guarda para los momentos de escasez.

LA CIGARRA Y LA HORMIGA

Vivían en el bosque una cigarra y una hormiga.

En verano, la hormiga trabajaba llevando y llevando comida al hormiguero.

Entre tanto, la cigarra se pasaba día y noche cantando.

Cuando llegó el frío invierno, la cigarra se encontró sin nada que comer y, hambrienta, fue a pedir alimento a la hormiga.

-Pero, ¿qué hacías tú cuando el tiempo era cálido mientras yo recogía grano? - preguntó la hormiga enfurruñada.

-Cantaba libremente .contestó orgullosa la cigarra.

-¡Me gusta tu frescura! - Pues si entonces cantabas, baila ahora amiga mía.

MORALEJA: No dediques tu vida sólo a la diversión; trabaja, ahorra y guarda para los momentos de escasez.

(Esta fábula con su moraleja fue escrita por Esopo).